Ginecología Oncológica

Profesionales

  • Dr. Martín Riegé
  • Dr. Jerónimo Costa

Horarios de Atención

  • Lunes a Viernes de 08.00 a 20.00 hs.

Solicitar un turno

El Ginecólogo Oncólogo es un medico capacitado en el tratamiento de las enfermedad oncológicas de los órganos sexuales y reproductivos de la mujer. La necesidad de implementación de esta sub-especialidad comenzó en el mundo hace ya por lo menos 30 años y los avances realizados en los últimos años en el campo de la ginecología oncológica, ha determinado que esta se haya constituido en diversas partes del mundo como una subespecialización dentro de la Ginecología.
El ginecólogo oncólogo debería ser un médico que ha adquirido conocimientos y habilidades suficientes para utilizar todas las formas efectivas de tratamiento de los cánceres gineco-mamarios. Por lo tanto, este especialista debería tener entrenamiento, habilidades y conocimientos no solamente de cirugía radical sino de terapia radiante, quimioterapia y patología. Este especialista debería poseer también los conocimientos de medicina general necesarios para afrontar los múltiples problemas de la enferma con cáncer ginecológico.
Como resultado de todos estos cambios se produjeron notables avances en el tratamiento de estos tumores, entre los que pueden citarse la incorporación de la quimioterapia al tratamiento primario de los tumores de ovario y cuello, los tratamientos conservadores de la fertilidad en diferentes tipos de tumores.. Esta  subespecialidad incluye la investigación, educación y todas las modalidades de tratamientos paliativos y curativos que están disponibles, tales como cirugía, quimioterapia, radiación, inmunología y terapia génica. Se trata sin lugar a dudas, de una subespecialidad multidisciplinaria.

Preservación de la fertilidad en oncología

Nunca antes las mujeres en edad reproductiva con cáncer ginecológico tuvieron tantas opciones para preservar la fertilidad. Estas posibilidades son debidas a nuestra mayor comprensión de la biología de los tumores, ya sea debido al mayor conocimiento de la histopatología, de los factores pronósticos, la epidemiología, la biología molecular y la historia natural de las diferentes enfermedades tumorales; sin olvidar los avances terapéuticos en las diferentes técnicas quirúrgicas y la tecnología de criopreservación de óvulos y embriones, que nos abren puertas hasta hace algunos años impensadas. Esto es una realidad para ciertos tumores de ovario, en etapas tempranas del cáncer de cérvix, así como en determinados tumores de endometrio. La clave fundamental para poder llevar adelante este tipo de procedimientos es la correcta selección de las pacientes y el trabajo multidisciplinario.